Conoce el aspecto que tendrá tu bebé al nacer.

 

 

 

 

 

Los recién nacidos nacen cubiertos de líquido y de una sustancia blanca parecida al queso. Lo más probable es que al principio tu bebé esté azulado o morado, con la nariz ligeramente aplastada, la cabeza con forma cónica y la piel arrugada. Es normal que tu bebé exhiba algunos signos del parto y el nacimiento durante algún tiempo después de nacer. Los bebés nacidos por cesárea no suelen mostrar estos signos, ya que la experiencia de su nacimiento es muy diferente a la de los que nacen por vía vaginal.