Buscar

Pasar de la lactancia materna al biberón

Pasar de la lactancia materna al biberón

La lactancia materna es la mejor opción para que tú bebé inicie su desarrollo y crecimiento de manera saludable. Se trata de un periodo enriquecedor que permitirá al pequeño formarse y crear un vínculo especial con la mamá.

Además, la OMS recomienda que la lactancia materna sea exclusiva durante los seis primeros meses de vida dado que a partir de este momento el pequeño tendrá un aparato digestivo más formado y estará preparado para diversificar su dieta mediante alimentos sólidos. Antes de iniciar la nueva etapa alimenticia, es importante que haya un periodo de transición para el pequeño.

Llegado cierto punto, muchas madres se preguntan cómo pasar de la leche materna a la leche de fórmula, un período de transición importante tanto para el pequeño como para mamá. Si te planteas pasar de la lactancia materna al biberón, en este artículo te explicamos cómo hacerlo paso a paso.

Cómo pasar del pecho al biberón de leche de fórmula

El destete, ese periodo donde se decide pasar del pecho al biberón, es uno de los más importantes en el desarrollo de los pequeños. Para ello, muchas familias apuestan por el biberón, una manera de reducir la dosis de leche materna a la vez que se introduce una alimentación parcial, lo cual resulta beneficioso tanto para el pequeño que se acostumbra poco a poco como para la madre que reduce la producción de leche materna despacio, evitando molestias y dolores.

Para lograrlo, debes tener en cuenta ciertas recomendaciones que te permitirán pasar de la lactancia materna al biberón de leche de fórmula con éxito.

Recomendaciones para la transición de la lactancia materna al biberón

  • Escoge el mejor momento para el bebé: no hay un tiempo específico ni un calendario que te indique cuándo es mejor pasar de la lactancia al biberón. Además, puedes hacerlo de manera parcial o total, dependiendo de tus necesidades. Lo importante es hacerlo cuando el pequeño esté receptivo, contento y relajado, no cuando tenga demasiada hambre ni cuando esté pasando algún problema de salud pasajero. Te recomendamos introducir el primer biberón en una toma de entre horas para asegurarte que no es una de las principales comidas del pequeño, como sucede a primera y última hora del día.
  • Materiales adecuados: muchos bebés tardan en pasar del pecho al biberón, sobre todo, porque el pezón de la mamá es diferente a la tetina artificial, tanto en textura y tacto como en olor, y eso, el bebé, lo nota. Por ello te recomendamos entender cómo preparar un biberón y encontrar el material adecuado dentro de la gran gama de biberones y tetinas que puedes encontrar en el mercado. No dudes en experimentar y probar diferentes, así lograrás encontrar la más adecuada para tu pequeño.
  • ¿Quién debe darle el biberón?: tu pequeño ya ha asociado el pezón materno como su herramienta para lograr alimento, por lo que esa asociación puede provocar que le cueste entender que el biberón también le proveerá de alimento. Prueba que otra persona le dé el biberón para que se acostumbre más rápido al cambio y a que no sea siempre la madre quien lo alimente.

Más consejos para pasar del pecho a leche de fórmula

  • No le fuerces: es importante que el bebé se acostumbre a su ritmo y de manera natural al biberón sin forzarle a tomarlo, por lo que si ves que cuesta que lo coja bien espérate a otra toma para seguir probándolo y, por esta vez, aliméntalo con el pecho.
  • Déjale que pruebe poco a poco: introduce la tetina poco a poco en su boca, deja que sea él quien abra la boca como señal de que está preparado para recibir alimento.
  • Relájate, observa a tu bebé y vive el momento: es importante que vosotros también estéis relajados a la hora de darle el biberón. No le metas prisa, deja que pruebe y que haga las pausas necesarias, igual que sucedía cuando le dabas el pecho. Solo observándole conseguirás saber cuándo está saciado, si esa tetina no funciona o si debes buscar un nuevo método para que acepte el biberón.
  • Siente el amor: la lactancia materna y la lactancia a través de biberón te ofrecen la oportunidad de establecer un vínculo con el bebé. Es importante que mientras lo haces transmitas amor: mantén el contacto con sus ojos y su piel y háblale mientras le estás alimentando.

Elegir la leche de fórmula infantil

Para que el proceso de pasar de la leche materna a la leche en fórmula sea exitoso, debes seleccionar la fórmula infantil que mejor se adapte a las necesidades de tu bebé. No debes tener prisa, es muy importante ajustar la alimentación a través del biberón a las necesidades que tenga el pequeño en cada etapa. El pediatra debe asesorarte al respecto, también puedes consultar nuestro artículo elección de la fórmula infantil correcta donde te damos algunos útiles consejos.

Puede que la primera toma no sea un éxito y que luego vaya mejor y se acostumbre en poco tiempo o viceversa. Por ello, recomendamos realizar la transición de manera progresiva. Empieza por sustituir una toma de pecho por una toma de biberón, lo más recomendado es hacerlo a última hora de la tarde. Prueba dos o tres días después con un segundo biberón y así sucesivamente.

 Comprar ahora 

El bebé irá cogiendo ritmo de forma natural siempre que se sienta cómodo con la tetina seleccionada. Regula la tetina al mínimo para que el pequeño no se empache o se sienta frustrado al acabar antes de lo normal. Las tetinas de silicona son menos flexibles que las de látex y ayudan a que la leche salga más despacio, por lo que podrán ayudarte durante los primeros contactos con el biberón. En caso de que el pequeño use chupete, no dudes en escoger una tetina del mismo material para pasar de la lactancia materna al biberón. Con paciencia, esmero y cariño disfrutaréis de esta nueva etapa de desarrollo con éxito.

ADVERTENCIA IMPORTANTE: La leche materna es la mejor nutrición para los lactantes. La decisión de suspender la lactancia materna puede ser difícil de revertir y la incorporación de la alimentación parcial con biberón puede reducir la producción de leche materna. Cualquier error en el seguimiento de las indicaciones de preparación puede ser perjudicial para la salud del bebé. Los padres deben recibir siempre el asesoramiento de un profesional sanitario independiente sobre la alimentación de su bebé. Los productos de Mead Johnson deben utilizarse bajo supervisión médica.

Artículos relacionados

¿A qué horas debo dar de comer al bebé?

Muchas mamás se preguntan cuáles son las mejores horas para dar de comer a su bebé, cuánto tiempo hay que...

Leer más

¿Cómo saber si mi bebé tiene hambre?

Como padres, es normal que queramos atender a nuestro bebé lo mejor posible para que crezca sano y feliz. No...

Leer más

¿Cuántos biberones debe tomar un bebé de 6...

La lactancia materna es el mejor alimento para tu bebé, pero cuando esta no es posible, la leche en fórmula...

Leer más

¿Qué es la leche de crecimiento?

La leche de crecimiento o preparado lácteo infantil surge como un intermedio entre la leche de continuación y la leche...

Leer más